Contenido de este artículo
Juniorado Intercontinental 2013
Abril 2013
Marzo 2013
Febrero
Todas las páginas

 gracias

 Imagen2

Doy gracias al Señor y a la Congregación  por permitirme recorrer la Ruta Palautiana que ha fortalecido en mí el amor profundo a Francisco Palau, a Dios y mis prójimos. El testimonio de vida de nuestras hermanas de las diferentes comunidades que nos han acogido me ha ayudado a cultivar este espíritu de comunión propio de la Carmelita Misionera, y hoy resuena también en mi interior: “Que soy hija amada del Padre, y que El en mí se complace”, y en el silencio de éstos días he renovado mi “Sí” a su voluntad. 

Therese Monamuende

 

“Gratuidad” es la palabra que mejor expresa los sentimientos que alberga mi corazón, al reconocer todas las experiencias y oportunidades que el Señor y la Congregación, me han permitido para mi crecimiento integral.  He podido acercarme un poco más a mi raíz carmelitana y palautiana, en todo he sentido la gracia del Señor, pero sobre todo en el compartir fraterno con las hermanas. Renuevo mi sí generoso al servicio de la Iglesia, por eso exclamo hoy con Francisco Palau: “Vivo y viviré por la Iglesia”.  

Jacquline Vinnarasi Arockiam

 

“Dichosos los que creen sin haber visto, pero es mejor ver una vez que escuchar cien veces”. Ver, sentir y pisar los lugares carismáticos me ayuda para vivir mi vocación como Carmelita Misionera.  Agradezco a la Congregación y Viceprovincia de Corea que me ha dado esta oportunidad y de una manera especial a las hermanas que dan vida a estos lugares palautianos;  como también la fraternidad que como comunidad de Juniorado Intercontinental hemos fortalecido durante este tiempo.

 

Cecilia Kim

 

El espíritu de Francisco Palau, nuestro Padre, está vivo en cada uno de los lugares que hemos contemplado y visitado durante estos días, pero hoy quiero reconocer con mayor acento que está real y actual en vosotras hermanas. Os agradezco profundamente por haber escogido la “mejor parte”: ser Marta y María: CARMELITA MISIONERA. Y hoy quiero acoger las palabras que Palau dirige a madre Juana: “No seas tú la que quieras o no quieras sino Dios en ti, Dios contigo y Dios por ti”. (Cta 37).

Johanna Zambrano

 

Quiero aprovechar este espacio para para gracias a Dios, principalmente por la vida que me regala y este tiempo de bendición abundante en: Vida espiritual, carismática y vocacional. También agradezco a las comunidades que nos han acogido con tanto cariño. Dios las bendiga hermanas.

Esmeralda García

 

“No se conocen los inmensos tesoros que hay escondidos en una vida solitaria, quieta, pacífica y contemplativa; sino mirándolos por un alma contemplativa desde el mundo” (Cta 49,1).  Esta experiencia ha sido para mí un tiempo de gracia, un regalo del Señor. Contemplar y pisar tierra sagrada, nuestras propias raíces; me lleva a elevar una oración de acción de gracias al Señor por la persona de Francisco Palau en la Iglesia. Contemplar el Vedrá es descubrir toda la hondura teologal y fidelidad de nuestro Padre Fundador. Que el Señor que le llamó al servicio de su Iglesia, continúe bendiciendo a cada una de sus hijas y que siga cultivando en nosotras el ardor misionero y la pasión por el Reino.

Nubia Menjívar

 

En este recorrido de siete meses en el juniorado intercontinental, he vivido con gratuidad a Dios y a la Congregación por contar con esta inútil sierva para una misión tan importante y delicada, donde se mezcla la Gracia Divina y  la debilidad humana, donde se hace presente y en momentos parece se oculta, pero el camino se hizo haciéndolo en comunión, respeto, escucha, transparencia, tratando de mirar más allá de nuestra propia frontera, poniendo al servicio los dones que Dios nos ha regalado, cada una desde su Ser, y sobre todo desde la oración, la Eucaristía.  Con todo  mi ser, desde lo más profundo te doy gracias hermana a ti  que me recibiste en tu comunidad, me diste un abrazo fraterno, me tenías la cama lista, y la mesa servida, todo a su punto y ante todo por ser Marta y María,  Dios te bendiga hermana…; PROVINCIA DE EUROPA, por tus entrañas de madre.

Mari Carmen Brenes

 

“Poseer a Dios sería confianza perpetua”. Esta frase resuena en mi interior profundamente, al contemplar mi experiencia durante este tiempo y reconocer mi limitación de no poder hablar y entender muy bien el español, tuve momentos de oscuridad, pero poco a poco fue llegando a mí su luz y pude reconocer en esta pobreza, que Dios me conduce en el camino, dándome la seguridad que “Sólo Él basta”. Te doy gracias Dios porque me has llamado a esta viña de Carmelitas Misioneras. 

Elisabeth Yang

 

“Gran consuelo es para nosotras poder marchar por los caminos del espíritu bajo forma estable y segura” (Cta 39,11) Con profundo gozo doy gracias a Dios y a nuestra querida Congregación por brindarme la oportunidad de vivir esta valiosa experiencia de preparación a mi profesión perpetua; la cual me ha brindado muchas enseñanzas para mi caminar vocacional, fortaleciendo mi amor y seguimiento a Cristo y así mismo acrecentando mi sentido de universalidad y pertenencia a nuestra familia de Carmelitas Misioneras. Y desde esta bella tierra española, cuna del Carmelo Palautiano, y con la alegría de sentirme muy identificada con la riqueza del nuestro Carisma, me confío a la voluntad de Dios Uno y Trino y a sus oraciones queridas hermanas, para corresponder en fidelidad, disponibilidad y generosa entrega a nuestra Iglesia y Congregación. ¡Muchas Gracias!.

Angela Mejía

 

Doy gracias al Señor por la experiencia tan significativa que me ha regalado al hacer el recorrido palautiano, que ha marcado mi vida a través de la persona de nuestro padre fundador; hombre sencillo, orante, contemplativo, trabajador y apasionado por la Iglesia. Durante este tiempo me he sentido su hija amada y llamada también a seguir sus huellas: amando a la Iglesia Dios y los prójimos por medio de la oración y el servicio. El silencio, la contemplación y la escucha me han llevado a encontrarme personalmente con Cristo y fortalecer mi camino vocacional. Pido al Señor la gracia de permanecer en su amor y entregar generosamente mi vida a su servicio.

Evelyn Ossai

 

Con el corazón lleno de amor y gratitud quiero expresar brevemente lo que ha sido mi experiencia de la ruta palautiana, haciendo mías las palabras de nuestro Padre Fundador: “Iré donde la gloria de Dios me llame”, “mi vida es lo menos que puedo ofrecerte Oh Iglesia!. Ella me dice: “Vete, yo te envío predica el Evangelio”.

Lourdes Nadal

 

“Cómo te pagaré Oh Señor, todo el bien que me has hecho”

 

Esta experiencia ha renovado en mí el compromiso de continuar en fidelidad mi camino vocacional. He disfrutado de los lugares que transmiten la presencia del Padre Palau, y agradezco a Dios y a la Congregación por permitirme vivir esta experiencia tan especial. También aprovecho la oportunidad para agradecer a vosotras hermanas de la Provincia de Europa que durante este tiempo nos han acogido con tanto cariño.

Manuela Moiché

Imagen3

 

Comunidad Juniorado Intercontinental 2013

 


 

 




 
 



 faceb twitter

Ingresa

Recordarme

Liturgia Dominical

02D

Juniorado Inter

 Comunicaciones

Salamanca-1-2017


Barcelona 2017

formacion-carismatica-2017

Noticias

Solidarity with the flood victims, Nepal

Flood3

Aula de formación

logo-aula

Vidas ejemplares

Vidas-ejemplares-imagen

Idioma

Info Demarcaciones

INFO-DEM

Cátedra de Francisco Palau

Foscarmis

solidaridad1-1

Contáctanos

 

email logo1Si deseas comunicarte con nosotras, escríbenos a carmisioneras@gmail.com tendremos el gusto de responder tus inquietudes.